Durante una reciente visita realizada por la Unidad Técnica del Consorcio para comprobar el desarrollo de las obras de rehabilitación de las cubiertas de la iglesia del convento de los Carmelitas Descalzos tuvimos el privilegio de observar de cerca elementos que habitualmente sólo pueden contemplarse desde el empedrado suelo de la calle.

El clásico remate de las cubiertas de la arquitectura tradicional española (cruz, veleta y bola) tiene un buen exponente en este conjunto que hoy les mostramos. Está fabricado en imponente forja, siendo la cruz de tipo griego y “flordelisada” (con remate de sus puntas en flores de lis) al modo de las cruces de Calatrava o Alcántara.

Llamó poderosamente nuestra atención no sólo por su bella factura sino por los llamativos agujeros que en el viento de chapa de la veleta pueden hallarse. Son, éstos, agujeros de bala de pequeño calibre, quizá de un fusil disparado durante la Guerra Civil del ya vencido siglo XX.

Es habitual encontrarse con marcas de disparos en los remates de cubierta de nuestros edificios pero no deja de sorprendernos cada vez que encontramos una nueva huella del pasado toledano escondida a la espera de ser re-descubierta.

por Pablo González Collado